Sopa de Ajo Negro – Black Garlic Soup


IMG_4485

Estaremos de acuerdo con el hecho de que una sopa es lo mejor que nos podemos echar al cuerpo cuando tenemos frío, calentar nuestro estomago es vital para entonar el cuerpo. Incluso cuando estamos enfermos la sopa es un clásico que no debe faltar, de jamón, pollo, con fideos, de arroz, minestrone, de cebolla y por supuesto de ajo.

Nos invade la ciclogénesis explosiva así que llegar a casa y tener esta sopa lista para calentarse me parecía una buena idea. Cocina clásica, digamos que de supervivencia. La pena es que con la placa de inducción no me permite hacerla en cazuela de barro, no se que tendrá pero sabe distinta.

Esta última es típica de Castilla y León, es una sopa de origen muy humilde, hecha con los pocos restos que pudiesen existir. Para ser más fiel a esta humildad no he querido enriquecer el caldo con ningún hueso, solo agua.

IMG_4464

Ha sido un almuerzo muy frecuente en la antigüedad en muchos sitios de España. Se desayunaba con un café bebido al alba y un par de horas después, para mantener las fuerzas, se tomaban las sopas de ajo, generalmente con uno o dos huevos dentro, que se cocinaban con el calor de la sopa. En ciertos lugares de España es uno de los platos típicos de la cuaresma, y constituye uno de los olores que rondan por los aires de las diferentes procesiones de Semana Santa. Se trata de un plato adecuado a las costumbres religiosas, al no incluir carne, y su textura y composición recuerda mucho a la estética y sobriedad de estas fechas. Se toma muy a menudo, casi durante cualquier hora del día, durante la Semana Santa. En Zamora suele tomarse como desayuno tras las procesiones nocturnas.

Es costumbre además que se sirva esta sopa tras noches de actividad, y algunos autores mencionan lo sano de esta ingesta matutina debido a que es de fácil digestión, actuando al mismo tiempo como emoliente y neutralizante de la mucosa estomacal irritada por los abusos.

En una de mis habituales vueltas de tuerca he decidido utilizar el ajo negro, es un ajo muy aromatizado que no repite, incluso en grandes cantidades. Ha sido uno de mis grandes descubrimientos del último año.

Ingredientes: 

IMG_4402

Ajo negro en abundancia (10-15 dientes), 1 litro de agua, 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, una cucharada de postre de pimentón dulce y una de café del picante (según gustos), 1 huevo, sal y pan duro.

Picamos los ajos en brunoise aunque podemos hacerlo en láminas, esto lo suelo hacer con el normal, el negro veréis que se pega y tiene una consistencia diferente. Cortamos unas rebanadas de pan duro y tostamos.Yo lo hice en el grill aunque también podríamos haberlas frito en la sartén con los ajos.

En un cazo ponemos el aceite y freímos los ajos a media temperatura para que infusione el aceite, cuando estén dorados (con los negros es difícil verlo) retiramos y añadimos el pimentón, removemos rápidamente para que no se queme y echamos el agua. Este proceso es tan rápido que no pude sacar foto. Añadimos las rebanadas de pan, la sal y dejamos cocer a fuego medio tras un primer hervor fuerte. En una hora tendréis,  una magnífica sopa que habremos de rectificar de sal.

Sopa de Ajo Negro

Solo queda rematarla con el huevo. Servimos muy caliente, en este caso utilicé uno de mis morteros cerámicos, cascamos el huevo dentro y removemos creando un remolino, se formarán unos hilillos muy característicos. Esta fue la primera versión pero como era de noche y la luz mala las fotos no salieron buenas.

Al día siguiente, más reposada, la sopa estaba mucho mejor y opté por hacer un huevo poché al estilo clásico e incorporarlo para una nueva sesión fotográfica con mejor luz.

IMG_4476

IMG_4489

IMG_4494

IMG_4499

 

Anuncios

5 comentarios en “Sopa de Ajo Negro – Black Garlic Soup

  1. Pues yo el ajo negro también lo tengo pendiente y últimamente lo veo en muchos programas.Pero si dices que sabe a regaliz,ay no me gusta.
    Pero muy buena pinta y con el huevo poche con lo que me gusta!

    Le gusta a 1 persona

    1. No es un sabor exactamente a regaliz, a mí tampoco me gusta pero esto es diferente. Lo puedes comprar en el Hipercor, hay unos botes en la sección de refrigerados de verduras, es ecológico y ya viene pelado.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s